Miércoles, 10 de agosto de 2022

Reacción de Isabelle Adenot ante el informe de la IGF

Presidenta del Consejo Nacional de la Orden de Farmacéuticos de Francia

Por su interés para los lectores, Digital Farmadrid reproduce la carta firmada por Isabelle Adenot contra el informe de la Inspección General de Finanzas (IGF) de Francia que ha servido de base para elaborar las medidas más polémicas contra la farmacia incluidas en el proyecto de Ley crecimiento y poder de compra.

"La misión de la Orden de farmacéuticos es contribuir al buen ejercicio de la profesión de farmacéutico en Francia. Y de hacerlo al servicio de los franceses. Cada día, cuatro millones de franceses acuden a una de las 22.000 farmacias del país. Farmacias urbanas o rurales. Los farmacéuticos toman el pulso de la nación. A estos cuatro millones de franceses que cada día vienen para ser servidos, aconsejados, confortados y ayudados, el ministro de Economía les ha dicho: "los farmacéuticos se forran a vuestra costa". "400 millones de euros podrían ser devueltos a los franceses", afirma el ministro.

La profesión de farmacéutico es amada por los franceses. Según un informe, el 93 por ciento de los franceses considera que prestan un servicio de calidad. Es pues respetada en un país donde la palabra ‘desierto sanitario' no debe convertirse en una realidad. Ser farmacéutico es una vocación. Y ningún profesional agradece que le llamen deshonesto.

La profesión de farmacéutico se reforma cada año a través de leyes, reglamentos y, por supuesto, cada año a través de la Ley de Financiación de la Seguridad Social. Es un profesional que va todavía a evolucionar con el proyecto de ley de Estrategia de Salud, debatido en el Parlamento este otoño. Una profesión plenamente integrada en el sistema de salud francés, donde es una pieza que se quiere humilde, pero que se convierte de hecho en un actor central en el informe. Decir que se trata de una profesión que no está con su tiempo, una profesión inmóvil, no tiene sentido.

En tanto que presidente del Consejo nacional de la Orden, debo velar por que cada farmacéutico que contravenga las reglas y valores de su profesión sea sancionado y, por otro lado, debo asegurar la defensa del honor de la profesión. Debo pues responder para dejar las cosas claras cuando manchan la reputación de la profesión, buscando de este modo la confianza del público. Es con este sentido del honor por lo que la Orden publica hoy esta reacción al famoso informe de la IGF, en el que el ejecutivo tiene tanta confianza que ha rechazado de forma categórica publicarlo desde hace más de un año que está listo y todavía este verano, con mi demanda expresa.

Los franceses deben saber que el informe desde el que se critica a los farmacéuticos es un informe que el Gobierno prefería tener oculto. Las conclusiones que sacamos de este ejercicio de verificación de datos del anexo sectorial sobre la profesión farmacéutica de la IGF son claras y  nos hemos puestos en línea todos con los datos en la web http://www.data.gouv.fr/, para que todos aquellos que lo deseen puedan calcular la evolución de los precios de los medicamentos sobre diferentes periodos y diferentes listas de medicamentos. Datos abiertos, sí, contrariamente a la IGF o al Gobierno. Nosotros nos situamos en la transparencia, en una cultura de debate y de análisis objetivo. Es por lo que también he decidido, en tanto que primer responsable de la ética profesional, hacer accesible a todos nuestra reacción a la IGF, así como el análisis sectorial de la IGF, que me han entregado personalmente a final de julio.

Sobre el fondo, y en la medida en que el proyecto de ley que se prepara tiene como objetivo devolver poder adquisitivo a los franceses, la acusación efectuada por la IGF según la cual los precios de los medicamentos no reembolsables registraron un alza los últimos años es el punto central de la argumentación del gobierno.

Pero hoy, contrariamente a lo que pretende la IGF y el ministro sobre la base de un estudio fantasma, aportamos la prueba de que el precio de estos medicamentos ha bajado en euros constantes desde 2009 en Francia. Se acusa a los farmacéuticos de retener poder adquisitivo de los franceses: probamos que eso es falso. Los avances realizados en las agrupaciones de compra han permitido, por el contrario, bajar los precios. Añadimos que la posibilidad reciente de comparar los precios de los medicamentos en Internet mejora la información de los franceses. En estas condiciones, la justificación de las reformas encaradas por el Gobierno cae por su propio peso: el poder de compra farmacéutico que se devuelve a los franceses no está demostrado.

Podríamos llegar hasta aquí en nuestra respuesta. Pero hemos decidido ir más lejos, pues no contentos de publicar sobre la farmacia un diagnóstico trufado de errores, la IGF, sobre la base de un diagnóstico falso, se autoriza a hacer recomendaciones sobre la organización de la cadena farmacéutica. La idea por ejemplo de generalizar la venta de los medicamentos que no son de prescripción médica facultativa en supermercados. Un sondeo reciente publicado en 'Les Echos' en agosto muestra que los franceses están mayoritariamente en contra. Saben que el medicamento no es un producto como los otros. Como recordaba la prensa en diciembre, se lamentan 300 muertes al año por sobredosis medicamentosas de fármacos no prescritos en Gran Bretaña, donde los medicamentos se venden en grandes superficies o por cadenas. Un tercio de los británicos entre 18 y 24 años admite una forma de dependencia y toman todos los días medicamentos de venta libre hasta el punto de que los medios se han habituado a hablar de la "generación painkiller". ¿Es esto lo que deseamos para Francia?

Para conducir hace falta un permiso y respetar las reglas y, a pesar de estas precauciones, 4.000 personas mueren cada año en las carreteras. El uso inapropiado de los medicamentos provoca 12.000 fallecimientos y 120.000 hospitalizaciones al año en Francia. Estas cifras son ya enormes.  Sólo podrían empeorar si se autoriza la venta de medicamentos en el templo del comercio. Que cada uno tenga estas cifras en mente antes de liberalizar la venta de medicamentos, que cada uno asuma sus responsabilidades teniendo en cuenta estas cifras de mortalidad.

El medicamento no es un producto como otros. La IGF cuestiona igualmente el proyecto de liberalizar el capital de las farmacias con el objetivo de crear cadenas de farmacias, un poco como las actuales cadenas de distribución. Los franceses no quieren, ya que saben que las cadenas no se van a instalar sino en las zonas más rentables. Es sorprendente por otra parte que un ministro siempre preocupado por el "producir francés" alimente como proyecto entregar las 22.000 farmacias francesas a los apetitos de los mastodontes extranjeros.

Al final, la lógica puramente económica que preside este informe le hace incurrir en peligros para la población. La farmacia francesa es eficaz desde el punto de vista de los precios y del servicio prestado a los franceses en todo el territorio y de manera equitativa, según las comparaciones internacionales y europeas.  Francia ha desarrollado a lo largo de los siglos y decenios un sistema funcional, evolutivo, dotado de una buena capacidad de repuesta a los desafíos de nuestro tiempo. Estos mismos días, al tiempo que publicamos este documento, se ha comenzado en 200 farmacias un piloto para dispensar los antibióticos en unidades, en lugar de en envases. Aquellos que destruyen un edificio pacientemente construido, adaptado a las realidades del país, hacen de aprendices de brujo. La farmacia francesa defenderá cueste lo que cueste los intereses de los franceses.

Más información sobre la oferta formativa en la web de la Universidad postgrado.ufv.es , el correo electrónico (postgrado@ufv.es ) o en el teléfono 91 709 14 00.

Índice

Portada Nº 101
Tiempo de lectura: 7 minutos

Compartir

Riesgos de la venta libre de OTCDescripci�n de imagen

El uso inapropiado de los medicamentos provoca 12.000 fallecimientos y 120.000 hospitalizaciones al año en Francia, recuerda Isabelle Adenot a propósito de la propuesta de liberalizar la venta de medicamentos que no son de prescripción médica obligatoria.

Aviso legal | Política de Cookies

Copyright © 2022.
Colegio Oficial de Farmacéuticos de Madrid.
Powered by Weblab

Utilizamos cookies propias y de terceros para fines analíticos y para mostrarte publicidad personalizada en base a un perfil elaborado a partir de tus hábitos de navegación (por ejemplo, páginas visitadas). Clica aquí para más información. Puedes aceptar todas las cookies pulsando el botón “Aceptar” o rechazar su uso.