Domingo, 14 de agosto de 2022

La reforma fiscal que necesita la farmacia

Luis González Díez: "Necesitamos recuperar la estabilidad económica de la red de farmacias"

"Sin margen para invertir, no hay futuro que valga, ni posibilidad de crear empleo"

Por su interés para los lectores, Digital Farmadrid reproduce la tribuna publicada por el presidente del COFM en la edición de Correo Farmacéutico, de 28 de julio a 3 de agosto.

"La Farmacia siempre ha avanzado asumiendo nuevas responsabilidades. Es la forma de crecer, de progresar para seguir sirviendo a los ciudadanos con la máxima profesionalidad y conocimiento. Así ha sido y este es el camino que deseamos recorrer juntos en el COF de Madrid.

Pero antes, o mientras avanzamos en esta dirección, necesitamos recuperar la estabilidad económica de la red de farmacias. Sin esa base, que hoy está más que comprometida, difícilmente podremos invertir en el futuro para llegar con todos y a tiempo y no sólo unos pocos.

La economía de la farmacia se encuentra, en efecto, en una situación muy delicada por la elevada presión fiscal y la fuerte caída de ingresos y precios de los últimos años, que se agrava todavía más en algunas comunidades por los retrasos en los pagos de las recetas del sistema público. Desde 2009, la facturación de recetas dispensadas en la farmacia -que representan de media un 80 por ciento de sus ingresos- ha caído el 27 por ciento y no parece que vaya a producirse una corrección de la tendencia por la continua presión que siguen ejerciendo las administraciones sobre el capítulo de Farmacia para cumplir los objetivos de déficit.

El sector arrastra además una carga tan singular como injusta, a pesar de la reciente sentencia del TC. Nos estamos refiriendo al vigente sistema de escalas en función de la facturación mensual (RD 1.193/2011), que penaliza los ingresos de la farmacia con deducciones que alcanzan el 20 por ciento.
Han pasado ya más de 14 años desde que el Gobierno impusiera con carácter de urgencia esta medida estructural por la que las farmacias han contribuido con la friolera de 4.700 millones de euros extra a las arcas del Estado. ¡4.700 millones de euros!, según el cálculo de Aspime publicado por CF, aparte de seguir pagando nuestros impuestos. Sólo la farmacia madrileña ha aportado 593,4 millones de euros desde 2005 en concepto de deducciones.

Precios de 1998
Lejos de tomar otras iniciativas que no incidan en precios o descuentos, los gobiernos han seguido apretando en precio hasta llegar a la actual situación, donde la mitad del mercado de medicamentos financiados tiene un PVP inferior a 3,50 euros, según datos de IMS, y la farmacia está dispensando a precios de 1998.

El resultado es que el margen neto de una farmacia de tipo medio en España, con una facturación de 500.000 euros al año, se redujo así al 6,53 por ciento de sus ingresos en 2012, cuando en 2002 alcanzaba el 7,90 por ciento, según Aspime. Y sin margen para invertir no hay futuro que valga, ni posibilidad de crear empleo.

Soy de los que opinan que la farmacia no necesita ayudas públicas, ni subvenciones o planes PIVE, para salir adelante. Pero es tal el desgaste sufrido que ha sido necesario poner en marcha un plan de ayudas para salvar del cierre a cientos de farmacias en España cuya viabilidad económica estaba y sigue estando comprometida.

Si no se pone remedio, cada vez serán más las farmacias amenazadas. Por eso, pensamos desde el Colegio que ha llegado el momento de reclamar a las autoridades sanitarias y económicas una reflexión seria sobre las políticas de descuentos que están asfixiando a la farmacia. No hay ninguna razón para mantener este sistema, salvo la puramente recaudatoria, y el sector ha contribuido ya por encima de sus posibilidades.

Nuestro compromiso con la estabilidad del SNS sigue siendo máximo, pero la farmacia no puede seguir maniatada por un sistema que penaliza extraordinariamente nuestros ingresos. Mantener estos descuentos nos conduce irremediablemente al cierre de muchas farmacias, a la ruptura de un modelo ejemplar y a vernos relegados a un papel irrelevante en la sanidad española.

Somos farmacéuticos y aspiramos a más, a invertir en empleo, en formación, en tecnología, en nuevas competencias, en los valores que han hecho a esta profesión fuerte y comprometida con la salud de los ciudadanos. Creo que es una reivindicación justa y oportuna por la que merece la pena pelear por lo mucho que nos jugamos".

Índice

Portada Nº 100
Tiempo de lectura: 4 minutos

Compartir

Aviso legal | Política de Cookies

Copyright © 2022.
Colegio Oficial de Farmacéuticos de Madrid.
Powered by Weblab

Utilizamos cookies propias y de terceros para fines analíticos y para mostrarte publicidad personalizada en base a un perfil elaborado a partir de tus hábitos de navegación (por ejemplo, páginas visitadas). Clica aquí para más información. Puedes aceptar todas las cookies pulsando el botón “Aceptar” o rechazar su uso.