Sábado, 13 de agosto de 2022

Inglaterra pide a los médicos que recurran a los farmacéuticos para revisar la medicación

El Servicio Nacional de Salud inglés insta a los médicos de familia a pedir ayuda a los farmacéuticos comunitarios para prestar el servicio de revisión de la medicación

Londres, diciembre. Los médicos de familia que no disponen de tiempo para llevar a cabo revisiones minuciosas de los medicamentos deberían considerar "enfoques alternativos", como trabajar más estrechamente con los farmacéuticos comunitarios locales para asegurar a los pacientes que reciben una revisión de su medicación, según un informe publicado por el Servicio Nacional de Salud (NHS, en sus siglas en inglés) de Inglaterra.

Las revisiones regulares de los medicamentos (MUR, en sus siglas inglesas) son esenciales para los médicos de familia, con el fin de hacer frente a los riesgos asociados con los pacientes polimedicados. Estas revisiones necesitan ser preparadas por adelantado, antes que "de forma precipitada al final de una consulta de 10 minutos", señala el informe sobre la reforma de la atención primaria en Londres.

Los autores, que incluyen a la antigua presidenta del Colegio Real de Médicos de Familia, Clare Gerada, dice que la mayoría de los profesionales estaban atrapados en una "rueda de hámster" al gestionar la demanda y no tenían la oportunidad de considerar las habilidades necesarias para prestar la mejor atención. 

Las farmacias en Londres recibieron más de 9 millones de libras por prestar MUR, apunta el informe. Sin embargo, las revisiones realizadas en la ciudad presentan grandes variaciones, entre las 165.000 invertidas en Kingston, comparadas con las 446.000 de Newham.

El médico de familia, Arup Paul, jefe clínico en Tower Hamlets CCG, considera que su profesión necesita "trabajar de forma integrada con colegas de hospital y comunitarios" para prestar una atención de alta calidad a las poblaciones locales.

"Queremos romper las barreras entre los diferentes profesionales trabajando en el NHS, recordando que todos compartimos un objetivo común: el NHS y todo lo que representa", asegura.

El NHS inglés halló que los pacientes en Londres estaban menos satisfechos con el acceso a los médicos de familia que en otras partes de Inglaterra, y el informe apunta a empezar el debate sobre cómo hacer los servicios prestados por médicos de familia más convenientes y coordinados, señalan sus autores. El informe aboga por una mayor retroacción entre médicos de familia y londinenses que el NHS inglés usará para desarrollar un plan a tres o cinco años con el fin de rediseñar el ejercicio médico en la ciudad.

El informe forma parte de una serie de documentos "Llamada a la acción", que examinan cómo los servicios del NHS necesitan cambiar para responder a las futuras demandas. En agosto, el NHS inglés anunció que estaba desarrollando un documento para la farmacia comunitaria.

La farmacia comunitaria prestó un número record de MUR el pasado año, con 2,8 millones dirigidos en 2012-13, un incremento del 15,9 por ciento respecto al año anterior, según los últimos datos del NHS. El número medio de MUR prestados por cada farmacia que ofrecen este servicio aumentó de 239 a 267.

Fuente: C+D

Índice

Portada Nº 90
Tiempo de lectura: 3 minutos

Compartir

Difícil acceso a los médicos de familiaDescripci�n de imagen

El NHS inglés halló que los pacientes en Londres estaban menos satisfechos con el acceso a los médicos de familia que en otras partes de Inglaterra. El informe insta a empezar el debate sobre qué servicios prestados por médicos de familia son más convenientes y la necesidad de lograr una mayor coordinación, señalan sus autores.

Aviso legal | Política de Cookies

Copyright © 2022.
Colegio Oficial de Farmacéuticos de Madrid.
Powered by Weblab

Utilizamos cookies propias y de terceros para fines analíticos y para mostrarte publicidad personalizada en base a un perfil elaborado a partir de tus hábitos de navegación (por ejemplo, páginas visitadas). Clica aquí para más información. Puedes aceptar todas las cookies pulsando el botón “Aceptar” o rechazar su uso.