Cerrar

Digital Farmadrid

Colegio oficial de farmaceúticos de Madrid

167, julio 2020

Inglaterra. Los farmacéuticos piden “flexibilidad” en la campaña contra la gripe

Instan al Gobierno a permitir vacunaciones fuera de las farmacias y abogan por una mayor protección y reducción del tiempo que los pacientes pasan en las oficinas

Londres, 6 de julio. El Comité de Negociación de Servicios Farmacéuticos (PSNC, en sus siglas en inglés), un órgano profesional que negocia las prestaciones profesionales con el Servicio Nacional de Salud inglés, ha propuesto una "mayor flexibilidad" en la campaña de gripe de este año, incluida la administración de vacunas fuera de las salas de consulta y la eliminación de la necesidad de consentimiento por escrito.

Si bien el NHS England y NHS Improvement (NHSE & I), Public Health England (PHE) y el Departamento de Salud y Asistencia Social (DH) aún no han anunciado la especificación final del servicio, el PSNC publicó un informe la semana pasada (3 de julio) para facilitar a las farmacias contratistas prestar el servicio.

El documento de 12 páginas "destaca los escenarios potenciales" que el PSNC, DH y NHSE & I están discutiendo, antes del anuncio oficial de la especificación del servicio.

La guía enumera las consideraciones que los contratistas deben tener en cuenta antes del servicio que comenzará en septiembre, para prepararse para administrar las vacunas de una manera " segura para COVID-19 " y describe los cambios que el PSNC está buscando para la prestación del servicio esta campaña.

Entre los aspectos abordados está permitir que los contratistas administren vacunas en la farmacia pero fuera de la sala de consulta, "para mantener un mejor distanciamiento social", y buscar más opciones para vacunar fuera de la farmacia.

Esto último incluiría la capacidad de "proporcionar el servicio en lugares cercanos a la farmacia que pueden proporcionar un mayor espacio para los pacientes", como en una carpa fuera de la farmacia, dentro de una iglesia, mezquita o templo, en un pueblo local, ciudad y salas comunitarias, y en aparcamientos, "incluidas las opciones de servicios de conducción similares a los servicios de prueba COVID-19".

El PSNC hace hincapié en que "en este momento" estas sugerencias "no han sido acordadas por NHSE & I y [el] DH". El objetivo de compartir las propuestas en esta etapa es permitir que los contratistas "planifiquen varios escenarios diferentes que puedan estar abiertos a su debido tiempo", agregó.

"Debates sobre una mayor flexibilidad"

Asimismo, el PSNC pretende eliminar la necesidad de consentimiento por escrito de los pacientes, en lugar de "pasar a un modelo de consentimiento verbal", pero esto aún no ha sido acordado por NHSE & I y el DH. "Parte de nuestro enfoque incluye discusiones sobre una mayor flexibilidad y un enfoque más amplio del alcance del servicio de la farmacia comunitaria", señala el PSNC en la estrategia para el servicio de este año.

Reducción del tiempo del paciente en la farmacia

Entre los aspectos recomendados por el PSNC, se apunta la necesidad de reducir el tiempo del paciente en la farmacia, por ejemplo, realizando consultas previas a la vacunación por teléfono o por video y mirando citas de reserva en bloque, con el fin de "minimizar el tiempo dedicado a ponerse y quitarse el EPP".

Otras sugerencias incluyen pensar en el mejor diseño de la sala de consulta para permitir el distanciamiento social y considerar si los muebles en la sala de consulta cuentan con materiales que sean fáciles de limpiar. El documento contiene una serie de consideraciones adicionales para los contratistas, incluida una guía adicional para identificar un lugar adecuado para el servicio, mantener a los pacientes seguros y controlar la propagación de la infección.  

Protección apropiada

Cuando se trata de equipos de protección personal (EPP), el PSNC "ha pedido a NHSE & I que busquen una guía clara de PHE sobre el EPP más apropiado para usar cuando se vacunan pacientes". Sin embargo, el PSNC en esta etapa anticipa que el consejo será "seguir la guía general de atención primaria de PHE sobre el uso de EPP cuando se brinda atención directa al paciente - casos posibles o confirmados (dentro de dos metros)".

"Los contratistas deberán considerar el volumen de PPE requerido para proporcionar su volumen planificado de vacunas", agregó. El órgano de negociación también dijo que los pacientes deben ser "apoyados" con la higiene de las manos y la provisión de una cubierta facial, si no usan una mascarilla antes de ser vacunados.

Más pinchazos de gripe

Si bien se espera que el servicio comience al mismo tiempo que de costumbre, la expansión del programa "puede incluir grupos adicionales de pacientes elegibles, como aquellos previamente hospitalizados por COVID-19, y mayores niveles objetivo de vacunación de pacientes en los grupos de riesgo existentes", recuerda el PSNC. Como el número de vacunas aumentaría en tal escenario, el DH ha "tratado de obtener suministros adicionales para el país [Inglaterra]", según el documento informativo. Se espera que haya una "vacunación universal de los trabajadores de la salud y la atención contra la gripe", agrega.

Fuente: C+D

Garantías para una vacunación segura

Descripción de imagen

Entre los aspectos recomendados por el PSNC, se apunta la necesidad de reducir el tiempo del paciente en la farmacia, por ejemplo, realizando consultas previas a la vacunación por teléfono o por video y mirando citas de reserva en bloque, con el fin de "minimizar el tiempo dedicado a ponerse y quitarse el EPP".

Otras sugerencias incluyen pensar en el mejor diseño de la sala de consulta para permitir el distanciamiento social y considerar si los muebles en la sala de consulta cuentan con materiales que sean fáciles de limpiar. El documento contiene una serie de consideraciones adicionales para los contratistas, incluida una guía adicional para identificar un lugar adecuado para el servicio, mantener a los pacientes seguros y controlar la propagación de la infección.  

  • Copyright 2020
    Colegio oficial de farmacéuticos de Madrid
  • C/ Santa Engracia, 31 - 28010 Madrid
  • Teléfono: 91 406 84 00