Cerrar

Digital Farmadrid

Colegio oficial de farmaceúticos de Madrid

163, marzo 2020

El virus y la mala gestión ponen a prueba la fortaleza de los farmacéuticos

"¿Podré abrir mañana la farmacia? ¿Cómo voy a garantizar mi seguridad y la de mi equipo? ¿Y la de mis pacientes? Son las preguntas que cada día se hacen los farmacéuticos en España

Carta abierta del presidente del COFM a todos los farmacéuticos

Madrid, 31 de marzo. Los farmacéuticos madrileños, como todos los compañeros españoles, están dando un ejemplo de valor y entereza profesional en el momento más crítico que vive la sanidad y la sociedad española.

Ya sea desde su trabajo en primera línea en la Industria Farmacéutica, asegurando el control y la fabricación de medicamentos o en la investigación de nuevos tratamientos; en los Laboratorios Clínicos, analizando y siguiendo el ritmo vertiginoso de contagios; en los servicios de Farmacia Hospitalaria, preparando miles de tratamientos para que ningún paciente COVID-19 quede desatendido y sometidos a una presión asistencial y estrés brutal nunca antes vivido; en Salud Pública, donde sus consejos y recomendaciones a la población son oro puro para frenar la curva de contagios; en la Distribución o en la Farmacia Militar, que tienen asignadas unas tareas tan estratégicas que no pueden fallar, como garantizar el suministro de pedidos al día a las oficinas de farmacia y la producción ahora de medicamentos esenciales para asegurar el abastecimiento; y, por supuesto, en las Oficinas de Farmacia, siempre abiertas a los ciudadanos y siempre dando el 200% con la máxima profesionalidad, compromiso con los ciudadanos y sentido del deber.

En todas las modalidades de ejercicio profesional, los farmacéuticos han dado un paso al frente y están demostrando a la sociedad su capacidad y entrega para ofrecer una valiosa ayuda cuando más se necesita y sofocar también la ansiedad de una población que asiste con estupor al radical giro que ha dado la vida en apenas dos semanas.

El Colegio Oficial de Farmacéuticos de Madrid no puede más que sentir orgullo de la profesión y comprometerse a seguir peleando hasta el final para que nuestra demanda de material de protección, que se ha convertido en un clamor profesional, se traduzca en resultados y nos permita dotar de medios cuanto antes a todos los compañeros que se están jugando la salud para seguir prestando un servicio que es más básico que nunca para el país.

Desde que comenzamos a percibir con claridad la dimensión de la crisis sanitaria en la que estamos inmersos y que nos llevó a informar sobre el alcance de la pandemia y aplazar Infarma Madrid 2020, el Colegio ha reiterado su petición de medios de protección por todos los canales a su alcance. Diariamente se ha mantenido en contacto con las autoridades sanitarias y políticas del Gobierno de Madrid, también con el Ministerio de Sanidad, con el Consejo General de Colegios Oficiales Farmacéuticos y todos los agentes del sector, tanto patronales como empresas, para hacer realidad esta apremiante necesidad. Fruto de esta acción hemos podido repartir 25.000 mascarillas hasta la fecha entre todas las oficinas de farmacia, número a todas luces insuficiente pero que traduce las dificultades que las autoridades sanitarias están encontrando para abastecerse en los mercados internacionales. 

Tampoco nos hemos olvidado de reclamar otras medidas que entendíamos necesarias, como la dispensación a domicilio de pacientes vulnerables o la renovación automática de recetas a los pacientes crónicos por 90 días.

Todos los miembros de la Junta de Gobierno hemos multiplicado nuestra presencia en los medios de comunicación para que la población conozca el verdadero papel que estamos jugando en esta emergencia sanitaria, además de defender nuestra imagen y honor ante ataques o declaraciones injustificadas, dando visibilidad al trabajo ingente que los farmacéuticos están desplegando, en estrecha colaboración con el resto de profesionales sanitarios.

Aun siendo conscientes de las carencias y las prioridades de la autoridad competente en gestionar esta crisis, debemos lamentar que no se haya tenido en cuenta a la profesión farmacéutica en la elaboración de los Documentos técnicos para profesionales, donde no hay una sola mención al papel de los farmacéuticos, ni durante el desarrollo de esta crisis donde los farmacéuticos también se están dejando la piel.

La única mención, y no expresa, se hace en la relación de actividades del Real Decreto de estado de alerta cuya apertura al público queda suspendida. Obviamente, las oficinas de farmacia se encuentran así entre los establecimientos que deben garantizar servicios mínimos básicos a la población, como así lo estamos haciendo y se seguirá haciendo.

Pero los profesionales que trabajan en las 2.882 abiertas en la red de oficinas de farmacia de la Comunidad de Madrid -24 establecimientos menos como consecuencia del cierre temporal por coronavirus desde este lunes- se hacen cada día las mismas preguntas: ¿podré abrir mañana la farmacia?, ¿cómo voy a garantizar mi seguridad y la de mi equipo? ¿Y la de mis pacientes?

Son cuestiones que exigen una respuesta inmediata de las autoridades sanitarias, porque no podremos trabajar por mucho más tiempo sin medios de protección adecuados. Queremos seguir siendo una parte importante de la solución, como estamos demostrando ahora, al informar y atender a la población, evitando así la sobrecarga y colapso de nuestro Sistema Nacional de Salud, y en el futuro previniendo y detectando de forma precoz pacientes contagiados cuando dispongamos de material, contribuyendo a reducir la exposición de los ciudadanos al contagio.

Siempre gracias a todos los compañeros y siempre a vuestro servicio.

Luis J. González Díez

Parte de la solución, no del problema

Descripción de imagen

"Queremos seguir siendo una parte importante de la solución, como estamos demostrando ahora, al informar y atender a la población, evitando así la sobrecarga y colapso de nuestro Sistema Nacional de Salud, y en el futuro previniendo y detectando de forma precoz pacientes contagiados cuando dispongamos de material, contribuyendo a reducir la exposición de los ciudadanos al contagio".

  • Copyright 2020
    Colegio oficial de farmacéuticos de Madrid
  • C/ Santa Engracia, 31 - 28010 Madrid
  • Teléfono: 91 406 84 00