Cerrar

Digital Farmadrid

Colegio oficial de farmaceúticos de Madrid

156, julio 2019

Entrevista a Mercedes González Gomis: Pioneras farmacéuticas

Entrevista. Mercedes González Gomis, secretaria del Colegio Oficial de Farmacéuticos de Madrid

Madrid, 17 de septiembre. Impulsora de la nueva etapa iniciada por el Departamento de Archivo del Colegio Oficial de Farmacéuticos de Madrid, Mercedes González Gomis invita a todos los colegiados y ciudadanos a visitar la exposición Pioneras farmacéuticas. Las primeras mujeres colegiadas en el Colegio Oficial de Farmacéuticos de Madrid (1918-1936), que se inaugurará, el próximo 23 de septiembre, en la sede colegial de Santa Engracia. Durante cinco días, se mostrarán documentos procedentes de distintos archivos sobre la actividad y la vida de las primeras mujeres que ejercieron la Farmacia en Madrid, así como las dificultades que tuvieron que afrontar.

Asimismo se ha programado un ciclo de cuatro charlas centrado en el papel de aquellas 106 pioneras dentro de la profesión. Con esta primera exposición, el Colegio quiere "dar visibilidad y acercar su patrimonio profesional a los colegiados y a la sociedad en su conjunto", señala la secretaria del COFM, dentro de una estrategia que tendrá continuidad con una serie de iniciativas que culminará con la publicación de la primera historia colegial de la institución.

¿Cuándo se propuso el Colegio poner en valor y difundir los fondos de su Archivo histórico?

El proyecto se fragua hace cuatro años. Todos los que formamos parte de la actual Junta de Gobierno somos conscientes del valor que tiene el Archivo histórico del Colegio y decidimos crear un Departamento específico dentro de la Secretaría Técnica para acercar este patrimonio profesional a los colegiados y a la sociedad en su conjunto. El Departamento de Archivo está formado por dos historiadores, dos profesionales que han hecho un trabajo excepcional con los fondos documentales de una profesión de colegiación obligatoria centenaria que ahora queremos darle la visibilidad que merece.

Descripción de imagen¿Cómo invitaría a sus compañeros de profesión y al público general a acercarse al Colegio para conocer qué mujeres marcaron ese periodo y cómo se trabajaba en aquella época?

El Archivo está abierto a todos los ciudadanos, investigadores y, por supuesto, a los colegiados, que pueden consultarlo y también aportar documentación que sea de interés histórico. Es un Archivo vivo que está en constante actualización para reflejar todos los cambios y vicisitudes de una profesión colegiada que siempre está muy cerca de la sociedad. Por eso, sus fondos resultan tan interesantes, porque registra de forma detallada los cambios políticos, sociales y sanitarios del país. En esta primera exposición nos hemos centrado en la primera incorporación de mujeres a una profesión que entonces estaba integrada por hombres en su gran mayoría. Queremos así rendir tributo a estas pioneras que no lo tuvieron nada fácil, que abrieron camino y que demostraron que estaban preparadas para asumir nuevas responsabilidades.

¿Qué clase de documentos y materiales va a encontrar el colegiado que visite la exposición?

La exposición se nutre de la aportación de material documental procedente de diversos archivos y repositorios. La mayoría de la documentación pertenece al Archivo del Colegio. Nuestra corporación se ha propuesto difundir los contenidos de su Archivo centenario, como propuesta cultural y de divulgación, tanto entre farmacéuticos, como interesados y público en general. Forma también parte de la exposición documentación que ha venido de otros Archivos, como el Archivo Histórico Nacional, el Centro Documental de la Memoria Histórica, la Fototeca del Instituto del Patrimonio Cultural de España, la Biblioteca Nacional u otros archivos privados.

De la investigación llevada a cabo hasta ahora en los archivos del Colegio, ¿qué le ha sorprendido más y qué considera puede llamar más la atención de los visitantes?

Lo que más me ha sorprendido sobre estas primeras mujeres que ejercieron la Farmacia en Madrid ha sido que, a pesar de las dificultades a las que ellas se tuvieron que enfrentar, todas tuvieron unas vidas extraordinarias. Muchas cuentan historias dignas de un guion de película, e incluso las que se dedicaron únicamente a atender su oficina de farmacia lo hicieron en una sociedad extrañada por su presencia en una labor vista como propia de los hombres y en una época especialmente turbulenta de la historia de España.

¿Por qué se ha enfocado esta primera exposición en el papel que desempeñaron las primeras farmacéuticas colegiadas? ¿Qué dificultades tuvieron que superar para ejercer la profesión durante esos años?

Durante la primera mitad del siglo XX se vivió un intenso debate acerca del acceso de la mujer a estudios superiores, como el de la Farmacia. Este debate se integra dentro de un contexto en el que la mujer va conquistando más derechos políticos, educativos o sociales, en la medida en que se va incorporando a profesiones tradicionalmente masculinas. El papel desarrollado por las farmacéuticas madrileñas tiene su especial interés, pues se trató de mujeres que tuvieron la oportunidad de ejercer profesionalmente incluso con anterioridad a las que cursaron otros estudios, como las ingenieras o incluso las abogadas. Aun así, siguieron siendo minoría, en comparación con la población universitaria masculina, hasta la segunda mitad del siglo XX.

¿Qué perfil personal, social y profesional se podría trazar de aquellas pioneras?

El ejercicio de la Farmacia durante la primera mitad de siglo se centró básicamente en el trabajo desarrollado en las oficinas de farmacia, pero también existió un importante grupo de farmacéuticas que trabajaron en laboratorios municipales, o incluso en la inspección. Además, las hubo que optaron por la industria farmacéutica, la farmacia rural o la docencia. Estas mujeres son sin duda la minoría de la minoría, pero es muy difícil hacer un perfil personal de ellas. Precisamente, la riqueza de la exposición radica en la diversidad profesional que nos hemos encontrado.   

¿Qué otras iniciativas se han organizado en torno a esta exposición?

En torno a la exposición se ha organizado un ciclo de cuatro charlas que temáticamente están relacionadas con el objeto de la misma. Las charlas serán impartidas por expertos profesionales en la materia y se ofrecen a los interesados que deseen profundizar en los contenidos del evento: la mujer en la Facultad de Farmacia de Madrid; el proceso de feminización que se ha producido en la Farmacia de los siglos XX y XXI; las mujeres farmacéuticas pioneras en el acceso y el ejercicio de la profesión y, finalmente, mujer y Farmacia en el Ateneo de Madrid.  

¿Qué mujeres están ahora abriendo caminos en la Farmacia y se pueden considerar también pioneras dentro de la profesión?

Por fortuna, la presencia de mujeres en puestos directivos comienza a no ser una novedad y menos en una profesión como la farmacéutica, donde contamos con profesionales en todos los niveles de dirección que han llegado por méritos propios a las máximas responsabilidades en grandes empresas o dentro de la propia profesión. Estoy pensando, por ejemplo, en Carmen Peña, Colegiada de Honor de esta institución, que ha liderado la profesión a nivel mundial y que también puede considerarse una pionera. Qué duda cabe que hay otros ámbitos, como la investigación, donde hay también farmacéuticas que han abierto camino y siguen haciéndolo, demostrando con su preparación, su trabajo y talento que no hay espacios acotados por razón de género y que tenemos que seguir avanzando para garantizar una igualdad de oportunidades efectiva porque así nos beneficiaremos como sociedad de todo su potencial.

¿Será la primera exposición de muchas? ¿Qué otros proyectos se pondrán en marcha en el futuro?

Sin duda. Queremos trabajar en una programación que nos permita divulgar el trabajo de los farmacéuticos en sus múltiples facetas profesionales, sanitarias y sociales. Estamos además promoviendo una investigación histórica que culminará con la publicación de la primera historia colegial de la institución. También hemos abierto un espacio en la web colegial para difundir de forma periódica las actividades del Archivo. Aprovecho la ocasión para invitar a todos los compañeros a entrar y participar en este espacio que nos permite compartir el conocimiento de la historia y saber más sobre el legado de la profesión farmacéutica. Como ya he dicho en alguna ocasión, el Archivo no solo registra los hechos que han marcado nuestro ejercicio profesional y el papel que hemos jugado dentro de la sociedad y en la sanidad, en particular. También es una importante guía de cara al futuro porque nos permite conocer cuál ha sido nuestra trayectoria hasta ahora, cuál es nuestra formación y nuestra vocación al servicio de la salud de los ciudadanos.

Orgullo de profesión

Descripción de imagen

"Queremos así rendir tributo a estas pioneras que no lo tuvieron nada fácil, que abrieron camino y que demostraron que estaban preparadas para asumir nuevas responsabilidades", señala Mercedes González Gomis.

  • Copyright 2019
    Colegio oficial de farmacéuticos de Madrid
  • C/ Santa Engracia, 31 - 28010 Madrid
  • Teléfono: 91 406 84 00