Cerrar

Digital Farmadrid

Colegio oficial de farmaceúticos de Madrid

130, enero 2017

La farmacia aprovecha la oportunidad abierta en el autocuidado

Un informe de QuintilesIMS advierte de la brecha abierta en los ingresos de las oficinas en el mercado de ventas libres y avanza un estancamiento de la facturación hasta 2019

Madrid, 25 de enero. La farmacia española ha encontrado en las ventas libres una vía de ingresos para compensar en parte el retroceso en las ventas que el sector ha registrado entre 2010 y 2015. En cinco años, la facturación media de una farmacia en España (un millón de euros) cayó un 14,2 por ciento, según los datos de la consultora QuintilesIMS. Esta caída se explica por la fuerte contracción del mercado reembolsado por el sistema público. Si las recetas dispensadas por las farmacias suponían en 2010 el 65 por ciento de sus ingresos, en 2015 solo alcanzaron el 60 por ciento del total.

Las ventas de autocuidado han permitido a las farmacias suavizar el descenso registrado en las recetas al aumentar en cuatro puntos su peso final en los ingresos. Casi tres de cada diez euros que ingresó la farmacia en 2015 proceden ya del segmento de consumer health, que abarca medicamentos OTC, productos de cuidado personal, de cuidado del paciente y de nutrición y dietéticos, entre otros. En los últimos doce meses, este segmento de ventas libres creció un 5,9 por ciento y factura a PVL en el mercado de farmacia 5.712 millones de euros, frente a los 4.834 millones de 2012.

La consultora advierte, sin embargo, que no todas las farmacias están aprovechando la oportunidad abierta en el mercado de autocuidado y que se está abriendo una brecha entre oficinas. En su análisis de una muestra de 3.469 farmacias, clasifica a las boticas en tres tipos en función de la facturación y localización de las farmacias. Las farmacias de tipo A, que cuentan con una gran afluencia de clientes, son las que mejor están explotando el mercado de ventas libres al conseguir elevar el peso de estos productos en su facturación en cuatro puntos entre 2011 y 2015, hasta alcanzar el 32,6 por ciento de sus ventas. Por el contrario, las farmacias con menor facturación tan solo han podido elevar sus ventas libres en 1,6 puntos para situarse en el 24,2 por ciento de sus ingresos. Se trata de una diferencia de 8,4 puntos lograda en apenas cinco años.

Evolución de la facturación media de una oficina de farmacia a PVL. 2010-2015. Fuente: QuintilesIMS

Descripción de imagen

Descripción de imagen

El segmento de ventas donde más se han ampliado las diferencias entre farmacias es en OTC, que aporta cerca de un 40 por ciento de las ventas libres,  y cuidado personal, que abarca higiene oral y dermocosmética, entre otros productos que facturan un 28,5 por ciento, subraya la consultora.

Los expertos de QuintilesIMS abogan por un cambio de mentalidad en la farmacia que permita aprovechar el potencial económico que existe en el mercado de la prevención de la enfermedad, promoción de la salud y del cuidado personal, lo que requiere una diferenciación por el valor añadido que aporta el farmacéutico y cambios en la gestión, por ejemplo de un stock complejo. El número de referencias de autocuidado supera las 20.300 presentaciones, frente a las poco más de 9.000 del mercado de prescripción.

El valor diferencial que puede aportar el profesional de la farmacia a la hora de competir con otros canales de venta se puede desarrollar en los servicios de diagnóstico. Entre estos, la consultora destaca el cribado en fotoprotección, el dermoanalizador o test de diagnóstico en celiaquía, intolerancias alimentarias y sanitarios. Asimismo encuentra oportunidades en las consultas especializadas en tratamientos naturales, como productos homeopáticos, fitoterápicos o probióticos. Otro de los segmentos de crecimiento son los servicios de nutrición y dietética, que incluyen desde la nutrición deportiva, el control de peso o recomendación de distintos productos dietéticos, además de las actividades propias relacionadas con la seguridad del paciente, como farmacovigilancia o cosmetovigilancia.

Aunque el mercado de farmacia está creciendo en los últimos doce meses un 4,5 por ciento, la consultora duda de que se pueda mantener este ritmo en los próximos cinco años, ya que se aprobarán nuevas medidas de ahorro en farmacia para financiar la innovación en el mercado hospitalario, que seguirá ganando terreno al canal de farmacia, según QuintilesIMS. De hecho, su previsión hasta 2020 es de crecimiento estancado en el entorno del 0 por ciento. Por eso, subraya, es importante que los farmacéuticos tengan en cuenta otras fuentes de ingresos, además de las recetas.

Fuente: COFM

Valor diferencial

Descripción de imagen

El valor diferencial que puede aportar el profesional de la farmacia a la hora de competir con otros canales de venta se puede desarrollar en los servicios de diagnóstico. Entre estos, la consultora destaca el cribado en fotoprotección, el dermoanalizador o test de diagnóstico en celiaquía, intolerancias alimentarias y sanitarios. Asimismo encuentra oportunidades en las consultas especializadas en tratamientos naturales, como productos homeopáticos, fitoterápicos o probióticos. Otro de los segmentos de crecimiento son los servicios de nutrición y dietética, que incluyen desde la nutrición deportiva, el control de peso o recomendación de distintos productos dietéticos, además de las actividades propias relacionadas con la seguridad del paciente, como farmacovigilancia o cosmetovigilancia.

  • Copyright 2017
    Colegio oficial de farmacéuticos de Madrid
  • C/ Santa Engracia, 31 - 28010 Madrid
  • Teléfono: 91 406 84 00